Loading...

Follow by Email

Translate

viernes, 25 de diciembre de 2009

El misterioso Rembrandt



Hay pintores que nos seducen por el color, otros por la composición o por el claroscuro,algunos quizás por su naturalismo... pero hay personajes como Rembrandt cuya influencia sobre nosotros trasciende lo puramente artístico convirtiéndose en referente fundamental en nuestras vidas.
Cuando descubrí a Rembrandt siendo todavía muy joven quedé sorprendido al ver plasmados en pintura sentimientos muy recónditos de mi propio espíritu y tuve la certeza de que nunca mas volvería a estar solo, pues existían afinidades dentro del género humano que tan solo algunos privilegiados (como el pintor holandés) sabían poner de manifiesto , pero desde entonces supe que eran objetivables.
El Arte como Religión. Efectivamente el verdadero Arte sabe transfigurar el alma humana y darle forma.La percepción intuitiva de este fenómeno nos conmueve y a la vez nos aporta consuelo, esperanza y ganas de vivir.
Aparte del mundo real existe pues un submundo de imágenes simbólicas mucho más rico probablemente, del que nutrimos nuestra imaginación e incorporamos a nuestra memória. Asi pues para mi es tanto o más real la Betsabé de Rembrandt que Carolina de Mónaco o la Novia judía que Liz Taylor, por citar tan solo dos ejemplos por todos conocidos.
Haciendo este tipo de afirmaciones en según que ámbitos quizás corremos el riesgo de que se nos tache de locos o de extravagantes pero es tan cierto lo que digo como que al día le sucede la noche.

4 comentarios:

CATI dijo...

Tienes razón... hay algo más ahí, detrás del gran arte, que conmueve el alma
me encanta Rembrandt también!

chicadechina dijo...

Tengo unos cuantos artistas que a menudo acuden a mi rescate. Eugène Delacroix, Edouard Manet, Jean Babtiste Camille Corot,....
Un cordial saludo Cati.

Silvia dijo...

Realmente este cuadro es espectacular. El contraste que hace con el juego de los claroscuros es fenomenal... esa escalera transmite misterio por lo desconocido... los ancianos soledad pero a la vez calidez

Jaime Pla Soler dijo...

Que bien lo has expresado.No se podría explicar mejor.